Axalta is not resposible for content you are about to view

Colorexpert Logo

Especialistas de Porsche en Gelderland

 

La silueta clásica del Porsche 911 apenas ha cambiado en más de 50 años. Los modelos históricos del coche deportivo de Stuttgart-Zuffenhausen, en Alemania, son muy populares entre los amantes de los automóviles clásicos. En un taller de Heteren (Holanda) están restaurando uno desde hace un año y medio, utilizando productos Spies Hecker.

El Porsche 911 Targa de los años 70 debía recuperar su estado original.

A veces ocurre: después de un accidente, el propietario del Porsche 911 Targa de los años 70 llevó el vehículo al taller. Al principio pensaron que sólo sería necesario reparar la parte delantera. Sin embargo, enseguida quedó claro que los daños eran más extensos – la mayor parte no estaban relacionados con el accidente, sino que eran debidos a la antigüedad del vehículo. Por eso el propietario decidió restaurarlo íntegramente. Y así, el denominado Modelo F (por la forma que tenía el 911 Targa hasta 1973) recuperó su estado original.

No es de extrañar que algunos de los daños de este automóvil clásico de 45 años de antigüedad salieran a la luz una vez empezado el trabajo de restauración.

El propietario tomó la decisión correcta al llevar su vehículo al Porsche Centrum Gelderland, que está especializado en la reparación y restauración de automóviles Porsche antiguos. Hace dos años, la compañía inauguró el primer Porsche Classic Centre en Heteren, cerca de Arnheim, con su propio salón de exhibiciones y taller de pintura.

Los empleados del taller conocen muy bien los coches 911 antiguos. Y también saben que es muy difícil calcular cuánto tiempo puede llevar la restauración. “Algunos daños sólo resultan aparentes cuando se está trabajando en el vehículo”, explica abiertamente Freek Janssen, Director de posventa, reconociendo que ya se había cumplido el plazo de entrega original. “Desde entonces se han realizado muchas reparaciones. Y todavía nos queda pendiente el interior”. No obstante, al equipo de Heteren no le gustan las prisas. “Después de todo, lo que cuenta es el resultado”.

La mayor parte del trabajo técnico ya se ha terminado. Sólo falta el barniz y el interior.

"El equipo ha tenido que modificar y adaptar muchas de las piezas”,

 

El trabajo de repintado del Targa ya se ha terminado. El vehículo se ha pintado con “Minerva Blue”, un elegante color metalizado del catálogo de 1976 de Porsche. El taller de pintura confía en los productos de Spies Hecker: la carrocería se trató con la Imprimación Aparejo Permafleet® EP 4400, que es especialmente resistente a la corrosión, y el Aparejo Permasolid® HS Premium 5310. Luego se aplicó Permahyd® 280 como base bicapa y posteriormente Permasolid® Barniz HS 8034 para conseguir un acabado de brillo intenso.

“En total”, Freek Janssen estima que “el trabajo de restauración ha requerido unas 2.000 “buenas” horas hasta ahora”. Algunos de los recambios originales ya no estaban disponibles, por lo que en Porsche Gelderland se las tuvieron que ingeniar para crearlos. “El equipo ha tenido que modificar y adaptar muchas de las piezas”, explica Freek Janssen. “Supone mucho trabajo – pero, después de todo, este “saber hacer” es lo que hace que nuestro negocio se haya especializado en este campo.”

 


Más artículos